Para que tu bebé camine...

camine

Cuando esté parado, sujetándose de algún mueble, ofrécele un juguete o algo que le guste para que se suelte y lo trate de alcanzar. Así, sin darse cuenta comenzará a quedarse de pie solito.

Para que de pasitos, cógelo primero por las dos manos, luego por una sola, es frecuente que al principio se caiga o pierda el equilibrio, levántalo para que de nuevo intente seguir caminando; recuerdas que debe ganar seguridad y confianza. ¡Evita que estas pequeñas caídas sean un problema!

Cuando camine con alguna seguridad, dale un juguete para que lo cargue, aguante o lo hale mientras camina. Puede también aguantarlo por una mano y ayudarlo a cruzar por encima de juguetes o cosas pequeñas que estén en el piso.

Pásale el dedo por la planta del pie, en forma de cosquillas, tantas veces como pueda. Esto le evitará el pie plano, además de darle alegría.

andador

Ah, no quieras ponerlo en un andador, eso le retrazará su desarrollo.

Comentarios


Deja un comentario