¿Cómo alimentar al bebé?

Cmo_alimentar_al_beb

Desde que el niño nace hasta los seis meses se recomienda la lactancia materna exclusiva.


La introducción de alimentos distintos a la leche en su dieta, es lo que se conoce como alimentación complementaria y constituye uno de los eventos más esperados por la familia.


A partir de los seis meses comienza una nueva etapa en la alimentación de tu niño y aunque tu leche continúa siendo lo fundamental, ya puedes comenzar a darle nuevos alimentos. Empieza con los jugos de frutas no cítricas (guayaba, mamey, fruta bomba, plátano, tamarindo, melón y mango) y vegetales, purés de frutas y viandas, vegetales en conservas, compotas fortificadas, entre otros, indicados por su médico según la guía de ablactación, o sea, la guía que explica cómo debe ser la introducción paulatina de los alimentos.


A los doce meses ya debe comer todo tipo de alimento.


Recuerda:


- Siéntate cómoda cuando estés lactando; hazlo cada vez que tu bebé lo necesite, sin límite de tiempo, hasta que vacíe el pecho y él esté satisfecho.


-
Antes de lactar lávate las manos y límpiate las mamas con agua hervida; usa jabón solo cuando te bañes.


Ah, no olvides las palmaditas en la espalda de abajo hacia arriba, ayúdalo a que expulse los gases.

- Lávate bien las manos antes de preparar los alimentos y darle la comida a tu hijo.


- Friega bien los utensilios, échale agua hervida y cúbrelos con un paño para protegerlos de las moscas, las cucara­chas, los ratones y del polvo.


- Hierve el agua, no menos de diez minutos y déjala tapada; próximo a los seis meses puedes comenzar a dársela en un jarrito.


- El bebé no debe comer alimentos preparados fuera del hogar.


- Utiliza en la comida solo condimentos naturales (ají, tomate, cebolla); no uses picantes ni salsas.


- Alrededor de los nueve meses comienza a lavarle sus manitas antes y después de las comidas; enséñalo a comer sentado. Dale otra cucharita para que aprenda a comer, no importa que se embarre. Debes continuar utilizando el jarrito para darle de tomar.


- Tu bebé comerá lo que necesita, no lo obligues ni lo amenaces, ni lo acostumbres a pasear por todas partes para que coma.

Comentarios


Deja un comentario